Salud y Deporte 


¿Cómo conseguimos una alimentación infantil sana?

Una buena alimentación es fundamental para el correcto crecimiento y desarrollo de los niños. Es necesario tener claro porque es importante no descuidar los hábitos alimenticios de los más pequeños. Seguramente habréis odio alguna vez es esa frase tan conocida de: “somos lo que comemos”. En realidad estas palabras describen perfectamente el sentido de este artículo.

alimentación-infantil-sana-y-equilabrada

Una buena alimentación es fundamental

El ritmo de vida y la sociedad ha cambiado y con ella nuestras costumbres alimenticias. Estudios recientes sitúan a España como el tercer país europeo en obesidad infantil. Este vertiginoso aumento nos ha llevado a cifras tan alarmantes que 1 de cada 5 niños en nuestro país, sufre obesidad abdominal. Este grave problema, puede traer grandes consecuencias en el futuro inmediato del niño, como son la diabetes, problemas cardiovasculares, problemas en huesos y articulaciones, alteraciones del sueño, hipertensión, aumento del colesterol, además de problemas psicológicos.

¿Cómo podemos conseguir una alimentación adecuada?

Vamos a daros una serie de pautas fundamentales para conseguir una alimentación sana y equilibrada:

  •  Para conseguir este objetivo debemos centrarnos en llevar unos hábitos de vida saludables. Si educamos a nuestros hijos en este aspecto y les enseñamos desde una temprana edad a tener unas conductas saludables con respecto a la comida, estaremos invirtiendo en su salud y nos aseguraremos de que en su edad adulta practicará dichos hábitos de una forma normal y cotidiana.
  • En la medida de lo posible sentaros juntos y hacer del desayuno, comida o cena un momento familiar.
  •  No podemos olvidarnos de que los padres son el referente y ejemplo de sus hijos. Nuestra forma de alimentarnos como cualquier otro aspecto de la vida, debe ser coherente y razonable con aquellas cosas que les pedimos a los niños.
  • Es necesario realizar 5 comidas al día. (Desayuno, almuerzo, comida, merienda y cena).
  • Es importante que los niños conozcan los beneficios de los alimentos y porque son necesarios para su desarrollo.
  • El desayuno es la comida más importante del día debido a que rompe con el ayuno de muchas horas sin ingerir alimento. Debe ser completo e incluir todos los días: cereales, fruta o zumos naturales y leche (lacteo). Es necesario prescindir de la bollería industrial.
  • La merienda es fundamental en los niños en edades de crecimiento. Una merienda adecuada puede ser por ejemplo, un bocadillo de pavo y una pieza de fruta.
  • El consumo de proteínas es importante y es necesario hacerlo cada día. Podemos encontrarlas principalmente en el pescado, carnes rojas, aves, huevos y lácteos. Es recomendable consumir pescado como mínimo 3 veces por semana, siendo una de ellas pescado azul, por su alto contenido en ácido omega tres, imprescindible para el correcto desarrollo del sistema cardiovascular, sistema nervioso y controlar los niveles de colesterol.  El resto de proteínas se reparten de la siguiente forma semanalmente: Aves 2 o 3 veces, carnes rojas 1 o 2 veces y  2 huevos como máximo.
  • Debemos consumir 5 raciones entre frutas y verduras al día por sus aportes en vitaminas y nutrientes. Evitaremos cocinarlas con grasas y consumirlas preferiblemente crudas, cocidas o la plancha. En el caso de las frutas, los zumos son una opción muy recomendable, pero los envasados tienen un exceso de azúcar inadecuado. La mayoría de niños que consumen zumos envasados sufren caries en edades tempranas.
  • Las legumbres son ricas en proteínas vegetales, vitaminas, minerales, fibra … y deben ser consumidas 2 veces por semana. (pertenecen a la familia de las legumbres los garbanzos, lentejas, alubias, guisantes, habas …)
  • Los hidratos de carbono hay que consumirlos a diario en raciones controladas . Podemos encontrar hidratos en el pan, la pasta, el arroz y los cereales.
  • Los lácteos son prioritarios para los niños por su alto contenido en calcio, imprescindible para el desarrollo de sus huesos. El consumo recomendado son entre 600ml y 750 ml de leche al día u otros lácteos. Esta cantidad puede ser equivalente a 2 vasos de leche y un yogurt. Se incluyen en los lácteos la leche, yogures y quesos.
  • Deben evitarse los refrescos y las bebidas azucaradas.  El agua es la mejor bebida para nuestro cuerpo

Si cuidamos la alimentación familiar y enseñamos a los niños buenos hábitos alimenticios conseguiremos niños sanos y con un desarrollo adecuado. Alimentarles de una forma saludable y equilibrada les va a ayudar a mejorar su rendimiento académico y su nivel físico y mental.

En colaboración con QAH|PapisyPekes

Vía| PapisyPekes

Más Información| Mapfre Salud

Imágen|Alimentación Infantil

En QAH| ¿Qué es el “semáforo” de la alimentación?Importancia de la fruta en la alimentación

RELACIONADOS