Derecho Civil, Jurídico 


Cobro de un seguro renunciando a la herencia del asegurado

Hace unos días me efectuaron una consulta relativa a la renuncia de la herencia del titular de un seguro de vida por parte de sus herederos y a su influencia en la percepción de la prima del seguro por parte de los beneficiarios que al tiempo eran herederos del difunto.

Buenos días,

Estamos haciendo los trámites de herencia de mi difunto padre, que falleció el pasado 15 de Octubre.

Tenemos claro que hemos de renunciar a la herencia, puesto que mi padre tenía algunas deudas y ningún bien. Sin embargo existe una póliza de seguro de vida que estamos reclamando. Esta póliza cubre el 200% de una deuda de mi padre, la compañía acreedora cobrará el 100% y los herederos legales el otro 100%.

En nuestro caso seríamos dos beneficiarios, mi hermana y yo, pero nuestra situación económica no nos permite “arriesgarnos” a cobrar la indemnización y que esto nos obligue a hacernos cargo de las demás deudas existentes.

Les rogaría nos ayudara a tomar una determinación.

Un saludo.

Estimado Señor:

Nada tiene que ver la sucesión hereditaria de su padre con su condición de beneficiarios de su seguro de vida. Ambas instituciones siguen cauces completamente separados, así que PODRÍAN renunciar a la herencia y percibir el seguro sin hacerse responsables de las deudas de su padre.

Pero, ¿podría plantearse que siendo, según la póliza de seguro, los beneficiarios los herederos legales y no los hijos del asegurado sea necesario (para cobrar el seguro) ser heredero aceptante y no renunciante de la herencia y, por tanto, que no sería posible renunciar si se quiere percibir la indemnización derivada del contrato de seguro de vida?

 Esta duda parece resolverla el Artículo 85 de la Ley de Contrato de Seguro:

“En caso de designación genérica de los hijos de una persona como beneficiarios, se entenderán como hijos todos sus descendientes con derecho a herencia. Si la designación se hace en favor de los herederos del tomador, del asegurado o de otra persona, se considerarán como tales los que tengan dicha condición en el momento del fallecimiento del asegurado. Si la designación se hace en favor de los herederos sin mayor especificación, se considerarán como tales los del tomador del seguro que tengan dicha condición en el momento del fallecimiento del asegurado. La designación del cónyuge como beneficiario atribuirá tal condición igualmente al que lo sea en el momento del fallecimiento del asegurado. Los beneficiarios que sean herederos conservarán dicha condición aunque renuncien a la herencia”.

Así que parece que pueden cobrar y no responder de las deudas de su padre. De ninguna manera se les ocurra aceptar expresa o tácitamente la herencia porque entonces si tendrían que responder. No lo hagan, digan lo que digan la compañía de seguros, los acreedores de su padre o el Banco (si es que anda alguno de por medio). Lleven también cuidado con la citada aceptación tácita que regula el Artículo 1.000 del Código Civil:

Entiéndese aceptada la herencia: 

1. Cuando el heredero vende, dona o cede su derecho a un extraño, a todos sus coherederos o a alguno de ellos. 
2. Cuando el heredero la renuncia, aunque sea gratuitamente, a beneficio de uno o más de sus coherederos. 
3. Cuando la renuncia por precio a favor de todos sus coherederos indistintamente; pero, si esta renuncia fuese gratuita y los coherederos a cuyo favor se haga son aquellos a quienes debe acrecer la porción renunciada, no se entenderá aceptada la herencia.

A la compañía de seguros debería bastarle con que ustedes le acrediten que son herederos de su padre mediante defunción, últimas voluntades y copia autorizada de su testamento, sin que puedan, insisto, exigirles aceptación de la herencia y sin que, si hubieran renunciado a la herencia, puedan verse, en mi opinión, privados de su derecho al cobro del seguro.

Recordemos por último que los herederos legales no son los herederos abintestato, aunque podrían serlo a falta de testamento.

Sin otro particular, saludos, Miguel Prieto Escudero (Notario de Pinoso, Alicante).

Vía| www.justitonotario.es

Mas Información| “La indemnización de los seguros de vida. 

Imagen| Somit 

 

RELACIONADOS