Cultura y Sociedad, Historia 


Cleopatra VII: La última reina del Antiguo Egipto. Marco Antonio y su muerte (III)

 

Llegamos al final de la azarosa vida de Cleopatra VII, y como no podía ser de otra forma, la muerte de la última reina del Antiguo Egipcio fue digna del resto de su vida. Pero antes de llegar al final debemos analizar su relación con Marco Antonio.

Busto de la reina. Altes Museum, Berlín

Busto de la reina. Altes Museum, Berlín

Tras la muerte de Julio César, Octavio y Marco Antonio se repartieron el Imperio Romano, por lo que este último recibió la parte oriental del mismo donde quedaba incluido Egipto. Marco Antonio, nada más llegar a Alejandría tuvo una audiencia con Cleopatra, en la que la reina apareció identificada como Isis. Poco después, ambos iniciaron una relación sentimental. El general romano por amor a Cleopatra mató a Arsione IV y posiblemente a Ptolomeo XIV, ya que podían desestabilizar el poder de su amante. Mientras que Cleopatra, en el 37 a. C. apoyó a Marco Antonio en la campaña de Siria, por lo que recibió el dominio sobre Siria, Fenicia y Chipre.

Por otra parte, cada vez eran mayores las tensiones entre Octavio y Marco Antonio concluyendo finalmente en el estallido de una guerra a la que Octavio logró dar forma de revuelta contra Marco Antonio y su amante. Dentro de este conflicto se enmarca la batalla de Actium, el último gran combate naval del mundo antiguo.

La batalla de Actium  (31 a. C.) selló el destino de Marco Antonio y Cleopatra, ya que fueron derrotados. Cleopatra se retiró a Alejandría, mientras que Marco Antonio lograba huir a Egipto pero fue abandonado por la mayor parte de su ejército. Esta derrota situaba a Cleopatra y a su imperio ante un futuro bastante incierto.

Entrevista entre Augusto y Cleopatra en el palacio de Alejandría. Louis Gauffier. Siglo XVIII

Entrevista entre Augusto y Cleopatra en el palacio de Alejandría. Louis Gauffier. Siglo XVIII

En Alejandría, Cleopatra hizo creer  a su pueblo que habían ganado la batalla. Cuando llegó Octavio a Alejandría, se cree que Cleopatra pudo intentar ganárselo de diferentes formas como ya hiciera anteriormente con Julio César y el mismo Marco Antonio, llegando incluso a ofrecerle la cabeza de Marco Antonio, pero nada de lo que intentó dio resultado.

En el verano del 30 a. C., Alejandría se encontraba cercada por tropas romanas. Se piensa que Cleopatra se atrincheró en un mausoleo junto a su séquito y sus tesoros, mientras Marco Antonio intentaba hacer frente a la desesperada a las tropas de Octavio. Fue en este momento cuando a Marco Antonio le llegó la noticia del suicidio de su amada, resolviendo en el acto quitarse la vida con su propia espada. Finalmente, todo había sido un rumor, Cleopatra seguía con vida y Marco Antonio llegó a morir en sus brazos.

Cleopatra recibe la cesta con el áspid. Jacob Jordaens. 1653

Cleopatra recibe la cesta con el áspid. Jacob Jordaens. 1653

Por otra parte, Octavio seguía buscando la forma de conseguir la rendición de Cleopatra, pues deseaba llevarla como trofeo a Roma, muestra de su victoria sobre ella y sobre Egipto. Sin embargo, Cleopatra guardaba otro destino para sí misma. El 12 de Agosto del 30 a. C. ordenó a sus sirvientes traer una serpiente, se cree que pudo ser una áspid. Dejó una misiva a Octavio en la que pedía ser enterrada junto a Marco Antonio. La última gran reina del Antiguo Egipto eligió una muerte regia, infligida por la mordedura de una serpiente.

Algunos investigadores creen que a Cleopatra la mató Octavio y que los relatos referentes a su suicidio son erróneos. Pero si atendemos al comportamiento carismático y arrollador del que hizo muestra esta reina a lo largo de toda su vida hace plausible que demostrase el mismo coraje a la hora de morir.

 

Vía| GODDIO, F., HAWASS, Z., Cleopatra, en busca de la última reina de Egipto, Toledo, 2011,

Más Información| HERNÁNDEZ DE LA FUENTE, D., “El final de la reina de Egipto, Cleopatra”, Historia National Geographic, 107, 2013, pp. 38-47

Imagen| Busto de la reina. Altes Museum, Berlín,  Entrevista entre Augusto y Cleopatra en el palacio de Alejandría. Louis Gauffier. Siglo XVIII, Cleopatra recibe la cesta con el áspid. Jacob Jordaens. 1653,

En QAH| Cleopatra VII: La última reina del Antiguo Egipto. Antecedentes (I)Cleopatra VII: La última reina del Antiguo Egipto. Ascensión al Poder y Julio César (II) 

RELACIONADOS