Patrimonio 


Patrimonio gaditano (I): los guardacantones

Guardacantón (tipo esquinal de fundición) Centro histórico de Cádiz

Guardacantón (tipo esquinal de fundición), Centro histórico de Cádiz.

La capital de la más meridional de las provincias andaluzas reúne un amplio y diverso Patrimonio, tanto de carácter material como intangible, el cual define el valor histórico, artístico y cultural de la ciudad, por ello vamos a comenzar una serie dedicada al Patrimonio Histórico que atesora la ciudad de Cádiz.

En este primer acercamiento, nos ocuparemos de uno de los elementos más singulares de su centro histórico: los guardacantones.

Se trata de piezas de hierro fundido que se hallan colocadas en las esquinas de las calles, en las plazas, las cuales, en algunos casos poseen gran valor estético, y configuran una visión concreta acerca de los viales del centro.

Este elemento en sus diversas variantes –pues los guardacantones se muestran en distintas tipologías formales: tanto cañones como esquinales de fundición-, pone de manifiesto una parte de la Historia gaditana durante la Edad Moderna, en la que la ciudad en cuestión cobra gran relevancia en el contexto internacional, dada su posición estratégica, y su papel en la Carrera de Indias.

De este modo, el influjo del comercio repercute en el propio urbanismo de la ciudad: el paso de carros o carruajes –dado el auge de la actividad comercial-, convierte las esquinas de las estrechas calles en un elemento vulnerable al tránsito del transporte rodado.

Es por ello que, con el objeto de resguardarlas, se colocarán, bien, postes de piedra, cañones de entre los siglos XVII y XVIII cuya funcionalidad se hallara perdida (proveniente de batallas, del desguace de barcos o los propios cañones en desuso ubicados en los baluartes defensivos), o esquinales, los cuales a partir del siglo XIX serán los elementos de fabricación gaditana responsables de la protección de los inmuebles. Por esta razón, los esquinales actúan como embellecedores del sitio, dada la ornamentación que estos muestran en algunos casos, suponiendo una verdadera pieza artística asociada a la arquitectura.

Guardacantones: cañones. Centro Histórico de Cádiz

Guardacantones: cañones. Centro Histórico de Cádiz

En total se han contabilizado más de cien cañones, más de ciento cincuenta piezas de fundición, además de otros veintitantos postes, a pesar de las desapariciones y pérdidas de muchos de ellos a lo largo de su Historia.

Diseminados por todo el casco histórico, un paseo por la ciudad intramuros nos deleitará con la rica variedad de guardacantones pertenecientes a distintas épocas, constituyendo la reminiscencia del pasado gaditano, siendo reutilizados –en el caso de las piezas de artillería-, y diseñados –en el de los esquinales-, para la protección del callejero.

 

Vía| Ramos Gil, A. Guardacantones de Cádiz: cañones y esquinales. Cádiz: Servicio de Publicaciones de la Universidad de Cádiz, 2012

Imagen| Esquinal de fundición, Cañones

En QAH| La riqueza del Patrimonio intangible, La Historia entre las piedras: leyendo el Patrimonio.

RELACIONADOS