Actualidad Jurídica, Jurídico 


Bye, bye Popcorn Time

La página más popular de streaming de películas y series desde la desaparición de ‪Megaupload y ‪Seriesly, Popcorn Time, ha cerrado tras varios meses de conflictos con las autoridades de diferentes países europeos, entre ellos España.

Se trataba de una aplicación que permitía reproducir series y películas en streaming directamente desde rastreadores de torrent, que estaba en el punto de mira de las principales productoras cinematográficas. Y es que gracias al amplio catálogo de películas y series del que disponía y al que todo usuario podía acceder sin necesidad de registrarse, esta popular web ha sido acusada de infringir reiterados delitos contra la propiedad intelectual.

Adiós a Popcorn Time

#actualidadQAH

Según parece, la Asociación Cinematográfica de Estados Unidos (Motion Picture of AmericaMPAA) obtuvo una medida cautelar contra Popcorn Time después de haber presentado varias demandas por separado en Canadá. Las alegaciones estaban basadas en que, según la MPAA, se estaban cometiendo infracciones de derechos de autor que permitían a los espectadores ver películas piratas. 

¿Porqué este tipo de páginas están acusadas de piratería?

La piratería o infracción de derechos de autor consiste en la apropiación, copia y distribución ilegal de obras y productos protegidas por derechos de autor, como películas, libros, música, videojuegos, software o cualquier material protegido, a través de los diferentes medios disponibles para llegar al público.

Según el recientemente aprobado Código Penal, cometerá este delito quien, en la prestación de servicios de la sociedad de la información, es decir, a través de una web, con ánimo de obtener un beneficio económico, y en perjuicio de tercero, facilite el acceso o la localización de obras o prestaciones sin la autorización de los titulares, ofreciendo listados ordenados y clasificados de enlaces a las obras y contenidos, aunque dichos enlaces hubieran sido facilitados inicialmente por los destinatarios de sus servicios.

En nuestro país esta conducta está recogida específicamente en el artículo 270.1 del Código Penal: “Será castigado con la pena de prisión de seis meses a cuatro años y multa de doce a veinticuatro meses el que, con ánimo de obtener un beneficio económico directo o indirecto y en perjuicio de tercero, reproduzca, plagie, distribuya, comunique públicamente o de cualquier otro modo explote económicamente, en todo o en parte, una obra o prestación literaria, artística o científica, o su transformación, interpretación o ejecución artística fijada en cualquier tipo de soporte o comunicada a través de cualquier medio, sin la autorización de los titulares de los correspondientes derechos de propiedad intelectual o de sus cesionario”.

Y aunque ya hay numerosos proyectos paralelos que han recogido el testigo de Popcorn Time, también existen alternativas legales como Netflix.

Tras instalarse en Norteamérica, Latinoamérica y gran parte de Europa, Netflix ha llegado a España con la intención de hacerse con el mercado del vídeo en streaming. Hasta ahora, la llegada de Netflix en otros países ha supuesto una considerable caída de la piratería. Pero, ¿ocurrirá lo mismo en España?

Vía| Popcorn Time, Código Penal

Imagen| Popcorn Time

RELACIONADOS