Patrimonio 


El arte del período Postclásico: la cultura Azteca

El período Postclásico de Mesoamérica tuvo lugar aproximadamente del 1000 d.C. al 1500 d.C. Dentro de esta etapa, la cultura más importante y significativa a destacar es la cultura Azteca. Esta civilización sólo permaneció 200 años, aunque se conocen muchos aspectos porque los colonos entraron en contacto con ellos, debido al descubrimiento y colonización de América. Los aztecas situaron su capital en el centro de México, de ahí que no perduren muchos vestigios arqueológicos, ya que México DF se construyó encima de este epicentro.

Mapa de Tenochtitlán.

Mapa de Tenochtitlán.

Según la mayoría de las fuentes históricas, la fecha aproximada de la creación de la capital del Imperio Azteca es el año 1325. En este año, los aztecas fundaron la ciudad de Tenochtitlán en la zona del lago de Texcoco, rodeado y comunicado con otras ciudades, lo que hizo que fuera conocida como la Venecia de América, pues consistía en una especie de isla central, comunicada mediante canales con el resto de ciudades, todo rodeado de los lagos que componían este conjunto.

Códice Mendoza.

Códice Mendoza.

La fundación del Imperio Azteca es un acontecimiento que mezcla historia y leyenda. El relato mítico de este suceso se recoge de forma pictográfica en el códice Boturini o tira de la peregrinación, en el idioma náhuatl. En este códice, solamente está recogida una parte de la leyenda, la otra parte se encuentra en el Códice Mendoza. Según este mito, un sacerdote proveniente de la ciudad de Aztlán, lugar mítico y ciudad de origen de los aztecas, se dirigió a un cerro donde estaba el dios Huitzilopochtli, representado como un colibrí. Este colibrí le anuncia al sacerdote que tienen que abandonar Aztlán y fundar una nueva ciudad en su nombre, en un lugar donde encontrarán un águila posada sobre un nopal matando a una serpiente. En este camino, los aztecas fueron acompañados por 8 tribus más, que a lo largo del recorrido, se fueron separando. Muchos años pasaron hasta que los aztecas encontraron la señal sagrada donde fundar su nueva ciudad, la cual se encontraba en un grupo de islotes que se encontraban en medio del lago Texcoco, donde establecieron Tenochtitlán.

El gran Teocalli y Quezalcoatl.

El gran Teocalli y Quezalcoatl.

De los pocos vestigios arqueológicos y de los dibujos encontrados en los códices mexicas, podemos saber que la ciudad de Tenochtitlan contaba con edificios religiosos dedicados a sus dioses y las residencias de los aztecas. Los edificios sagrados, como es común en la arquitectura mesoamericana, siguen el sistema constructivo del talud-tablero, de gran monumentalidad en algunos de ellos. De estos monumentos, son destacables el gran templo de Teocalli, y el templo dedicado a Quetzalcoatl. El primero de ellos, cuenta con una impresionante escalinata que lleva a dos templos en la parte superior, uno dedicado a Huitzilopochtli, y el otro a Tláloc, el dios de la lluvia mesoamericano. El segundo monumento, situado enfrente del gran Teocalli, consta de una escalinata circular con un templo en la cima. Este templo está dedicado a otro de los dioses más importantes, la serpiente emplumada.

La Coatlicue o diosa madre azteca.

La Coatlicue o diosa madre azteca.

Por otra parte, también los aztecas optaron por realizar esculturas para representar a sus dioses y cosmogonías. Los artistas aztecas optaron por una escultura en piedra realizada en bulto redondo como medio de comunicación, retomando y renovando una antigua tradición iniciada por la civilización olmeca. También encontramos grandes piedras talladas y decoradas con bajorrelieves. Cabe destacar la escultura de la Coatlique, diosa madre de los aztecas que representa la tierra y la creación, y la Piedra del Sol, monolito pétreo con inscripciones alusivas a la cosmogonía azteca y a sus cultos solares.

Monolito de la Piedra del Sol.

Monolito de la Piedra del Sol.

En resumen, hemos podido ver la importancia que tiene el hecho de que los aztecas plasmaran la fundación de su ciudad en los códices, pues gracias a ellos, los especialistas han podido saber cómo surgió y se desarrolló esta misteriosa cultura, pues son pocos los vestigios arqueológicos que han llegado a nuestros días. Leyenda o historia, la cultura azteca es otra de las interesantes civilizaciones americanas perteneciente a Mesoamérica, en próximos artículos veremos los períodos del Área Andina.

Vía| LEÓN-PORTILLA, M., De Teotihuacán a los Aztecas: antología de fuentes e interpretaciones históricas, Universidad Nacional Autónoma de México, México, 1995.

Más información| BERNAL, I., La vida cotidiana de los Aztecas, Historia Mexicana vol.5, nº3, Colegio de México, México, 1956.

Imagen| Tenochtitlán, Códice, Teocalli, Coatlicue, Piedra.

En QAH| El arte de la cultura Maya: pintura y escultura.

 

RELACIONADOS