Jurídico 


Alianzas populistas: ¿Ascensión de la ultraderecha en Europa?

Con motivo de las futuras elecciones al Parlamento Europeo de Mayo de 2014, analizamos hoy en QAH el ascenso de líderes de ultraderecha que últimamente se viene dando en Europa. Para ello acudiremos a declaraciones del pasado mes de Noviembre del holandés Geert Wilders, líder del antimusulmán Partido de la Libertad, y la francesa Marine Le Pen, presidenta del ultraderechista Frente Nacional, afirmando su compromiso por aunar fuerzas contra la integración europea y contra la inmigración. Podría incluso tratarse del germen de un nuevo grupo político que desean formar tras las elecciones al Parlamento Europeo de 2014. Se trataría de una amplia alianza con otros grupos afines, capaz de plantar cara a lo que denominan “la hidra comunitaria de Bruselas”. Pasados los comicios, el bloque paneuropeo que perfilan devolverá la soberanía nacional al pueblo, según han afirmado, deseosos de mostrar el rostro más amable del euroescepticismo.

Wilders y Le Pen

Si bien no han entrado en el detalle de la colaboración que planean, ambos han extendido la mano a otras agrupaciones de la derecha populista europea, ya sea el Partido del Pueblo Danés (1 eurodiputado); la Liga Norte italiana (9); Vlaams Belang (2) belga, o los británicos del Independent Party. Todos son bienvenidos, porque para inscribirse como grupo en el Parlamento Europeo, se necesitan 25 diputados. En estos momentos, el Frente Nacional galo tiene tres, y el Partido de la Libertad holandés, cinco. Convencer al resto de las bondades de asociarse les daría mayor peso a la hora de influir en una política europea a la que consideran responsable del descontento ciudadano. Y sobre todo, de los ajustes derivados de la crisis e impuestos por lo que Wilders y Le Pen llaman “élites tecnócratas que roban el poder de decisión nacional”.

Marine le Pen afirmaría “Estamos contra una UE que nos impone los presupuestos, merma nuestra identidad, nos dice quién debe entrar en nuestro país, impone la moneda y lanza a los trabajadores de unos países contra otros. Ha llegado el momento de la solidaridad entre los patriotas de Europa, el verdadero movimiento que sigue el curso de la Historia. La UE, como todos los imperios, se derrumbará sobre sí misma. Queremos decidir nuestro destino. Porque los políticos europeos actuales luchan por ostentar un poder que luego no ejercen. Hay que recuperar la soberanía”. No coincidimos en todo, pero somos eurocríticos y creemos que Bruselas tiene que decidir menos. Un buen acuerdo para las elecciones europeas”, añadiría el político holandés.

¿Supondría un gran aumento en cuanto a escaños de estas fuerzas un fracaso del modelo integrador de la UE? ¿O son efecto de acciones que vienen ocurriendo en los últimos años? Seguiremos de cerca en los próximos meses la evolución de los acontecimientos de cara a la futura configuración del Parlamento, principal Órgano de integración de la Unión Europea y unos de los principales motores de acción de la misma.

Vía | elmundo.es

Imagen | elmundo.es

 

RELACIONADOS