Trending 


¿Admitir la existencia no demostrable de un ser superior?

No sé si algún día será posible la demostración científica de la existencia de Dios, pero lo que no hay duda es que creer o no afecta mucho a la visión que cualquiera tiene del mundo y de la vida. La fe o la confianza que depositamos en nuestras creencias impulsan muchas de nuestras acciones y condicionan la manera en que  tratamos los asuntos trascendentales y también los menores (como lo que comemos o si ayunamos).

black-hole-92358_640

Del mismo modo que durante siglos –y todavía hoy en muchos pueblos del Planeta- todo estaba marcado por la relación entre el hombre y su Dios (o dioses), en tiempos más modernos llegó la ciencia moderna y progresivamente fue aspirando a ofrecer sus propias respuestas sobre el origen y sentido de la existencia.

 

Cuando los científicos hicieron descubrimientos clave relacionados con la diversidad de la vida y los fenómenos naturales, se tambalearon muchos fundamentos religiosos. Con el paso del tiempo se fue evolucionando hasta alcanzar una etapa en la que algunos sostienen que la existencia de Dios, quizá no tenga por qué estar reñida con los mecanismos naturales que generaron la complejidad del mundo. Algo así como que el hecho de externalizar ‘el departamento de diseño’, no significa que la ‘empresa’ vaya a cerrar.

El filósofo Bertrand Russell decía que por muy tranquilizadora y reconfortante que pueda ser la figura de un padre protector ‘en las alturas’, el mero hecho de que estemos aquí, en la Tierra -generalmente asustados-, no significa que podamos dar automáticamente por hecho la existencia de Dios. Russell sostenía que una cosa sí no puede ser probada ni refutada científicamente.

Si Russell y muchos como él están en lo cierto, puede que esta imposibilidad de alcanzar certezas de este tipo sea lo mejor tanto para creyentes como para escépticos. No quiero imaginar la angustia y desamparo de un firme creyente que, en su lecho de muerte y tras toda una larga vida de devoción, recibiera la noticia de que un científico extranjero probó fehacientemente que su Dios era inventado. Del mismo modo que no sería en absoluto deseable que otro que nunca tuvo fe descubriera in extremis que lo esperan en otro lugar…

¿Y tú? ¿Qué opinas?

Por Miguel Olalquiaga

[iframe id="frame-dontknow" frameborder="0" scrolling="no" width="300" height="350" src="http://www.dontknow.net/widget/68906/creer-dios-pese-evidencia-ciencia"]

 

 

RELACIONADOS